Transición verde destina 880.000€ para la falta de relevo generacional en el comercio minorista.

Transición verde destina 880.000€ para la falta de relevo generacional en el comercio minorista.

El Ministerio de Transición Ecológica, Industria y Desarrollo Económico destinará 880.000 euros en cuatro años a un programa para abordar la falta de relevo generacional en el comercio minorista. Esta iniciativa, llamada Programa de Ayuda Generacional en el Comercio de Asturias 2024-2027, se implementará próximamente con una experiencia piloto en Valdés y Navia, que será coordinada por la Cámara de Comercio de Oviedo.

La ministra de Transición Ecológica, Industria y Desarrollo Económico, Nieves Roqueñí, presentó este martes este proyecto junto al presidente de la Cámara de Comercio de Oviedo, Carlos Paniceres; el alcalde en funciones de Valdés, Ismael González, y la alcaldesa de Navia, Ana Isabel Fernández.

Las estimaciones del sector indican que el 15% de los propietarios de comercios en Asturias se jubilarán en los próximos años. El programa impulsado por el Principado busca dar respuestas a este complejo escenario.

De esta forma, a través de esta experiencia piloto se ofrecerán a las empresas, a sus propietarios y a sus potenciales sucesores herramientas de formación, información y asesoramiento a través de itinerarios personalizados, con el objetivo de garantizar la continuidad de los negocios que cesan por jubilación de sus propietarios.

A partir de un diagnóstico de las unidades que podrían verse afectadas por estas circunstancias, el programa articulará medidas y herramientas adaptadas a la realidad de cada negocio y a la fórmula de sustitución prevista, ya sea mediante la transmisión del negocio o su adquisición.

Para ello, se prevé lanzar una plataforma digital que facilitará el contacto entre propietarios de unidades con empleados interesados en continuar el negocio o con empresarios que quieran iniciar una actividad comercial. En este sentido, el programa prevé el desarrollo de proyectos de sucesión personalizados con un plan de negocio y la posibilidad de que los sucesores se beneficien de incentivos económicos.

«Somos conscientes de que, independientemente de su tamaño, cualquier población sin comercio pierde su personalidad, su fuerza económica y su vitalidad. Esto es lo que pretendemos revertir a través de este plan de relevo generacional. Al mismo tiempo, queremos ser capaces de transformar el comercio de proximidad en una actividad atractiva y fuente de autoempleo para los jóvenes”, afirmó Nieves Roqueñí.

Por su parte, el presidente de la Cámara de Comercio de Oviedo, Carlos Paniceres, agradeció la disposición del concejal para trabajar con la organización que representa, en el marco de la colaboración público-privada.

Este es el segundo programa de apoyo al comercio minorista que presenta Transición Ecológica en las últimas semanas. En junio se puso en marcha otro proyecto de comercio verde y sostenible, al que se destinarán un millón en cuatro años y cuya ejecución se inició con una experiencia piloto coordinada por Cogersa en Luanco.

FUENTE

nuevaprensa.info

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *