‘The Witcher’ reinventa los mitos griegos en el Teatro Romano de Mérida

‘The Witcher’ reinventa los mitos griegos en el Teatro Romano de Mérida

Rafael Álvarez ‘El Brujo’ regresó al Festival de Teatro Clásico de Mérida el miércoles por la noche con su obra ‘Iconos o la exploración del destino’, en la que actualizó mitos griegos como Medea, Edipo o Antígona, en contraste con una situación actual dominada por la inteligencia artificial o las «fake news».

«La última vez que estuve en este teatro vine con una máscara», recordó «El Brujo» en el Teatro Romano de Mérida durante esta obra, que es la tercera parte de una trilogía compuesta por «Esquilo, la tragedia del nacimiento y la muerte» y «Los dioses y Dios», que también presentó en el Festival de Mérida.

En esta ocasión, «El Brujo» fue fiel a su esencia y llenó el escenario, únicamente acompañado por el músico Javier Alejano, quien lo acompañó en algunos momentos de la pieza, con un monólogo humorístico en el que durante más de hora y media entretuvo a una audiencia dedicada que se rió desde el principio.

Una obra en la que las historias de los mitos griegos se entrelazaban perfectamente con la actualidad, en la que no faltaban inclinaciones por las últimas novedades relacionadas con Nacho Cano, Javier Milei, Alvise o Puigdemont, que hacían reír a los espectadores.

Señala también que los videntes «son como los asesores políticos de hoy», paralelismos que cautivaron a un público que siguió de cerca su relato sobre el trovador del siglo XXI en el que se desarrolló «The Witcher», y que, en muchos casos, fueron interrumpidos por aplausos.

Una actuación que finalizó con el público de pie aplaudiendo a Rafael Álvarez ‘El Brujo’, mientras escuchaba el tema ‘La vida es un Carnaval’, de Celia Cruz.

Tras el estreno del pasado miércoles en el Festival de Mérida, ‘Iconos o la exploración del destino’ podrá verse en el Teatro Romano de la capital extremeña hasta este domingo 14 de julio.

Después de la actuación, Rafael Álvarez declaró en rueda de prensa que estaba «muy satisfecho» con esta actuación que, para él, «no supuso un estreno, sino una continuidad».

Y, según dijo, esta es la octava vez que se presenta en el Teatro Romano de Mérida, por lo que ya conoce «el lugar, el espacio, la acústica». «No tengo que luchar contra las piedras ni el espacio, la vibra del público, porque hay mucha gente pero es muy cercano, el aspecto circular», señaló.

Todo esto hace que «la energía esté ahí, muy cerca», afirmó «El Brujo», quien explicó que actuó «sin presiones» ya que «he estado cultivando esa actitud en el escenario desde hace mucho tiempo».

«No queda nada por demostrar. Lo que se demuestra se demuestra y lo que no se demuestra ya no existe», por lo que opinó que «solo hay que estar tranquilo y disfrutar», afirmó ‘El Brujo’, concluyendo que «lo ha hecho». Sentí mucha complicidad con el público y mucha alegría por parte del público y un equilibrio de momentos humorísticos con algunos momentos poéticos», concluyó.

FUENTE

nuevaprensa.info

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *