La Comunidad de Madrid invertirá 129 millones de euros en la renovación de la línea 6 del metro para automatizar el movimiento de trenes

La Comunidad de Madrid invertirá 129 millones de euros en la renovación de la línea 6 del metro para automatizar el movimiento de trenes

De esta manera, la L6 se convertirá en la primera infraestructura de cercanías en implementar la conducción automática, lo que implica una mejora significativa en la calidad del servicio ofrecido a los usuarios. Entre las ventajas se encuentra la rápida puesta en marcha de un tren en menos de dos minutos, la reducción de los tiempos de espera en los andenes y el aumento de la capacidad de pasajeros por hora.

Además, esto implicará una disminución en el número de incidencias en las líneas y en los costos de mantenimiento, así como un ahorro de energía al suavizar la aceleración y el manejo de los trenes, y una respuesta más rápida para hacer frente a los picos de demanda.

La automatización también incluye la renovación de toda la señalización de la línea y la instalación de puertas automáticas en los andenes para mejorar la seguridad de los usuarios.

El proyecto de transformación integral de la línea 6 implica modernizar la infraestructura más utilizada de toda la red, con más de 90 millones de viajes registrados en los primeros seis meses de 2024 y una media de 400,000 viajes diarios. Representa el 16% del total de viajes realizados en Metro de Madrid.

Entre las mejoras que se llevarán a cabo se encuentra la sustitución de las traviesas actuales por nuevas de hormigón y la introducción de tecnología de última generación, así como la instalación de catenaria rígida en los garajes de Ciudad Universitaria, entre otras. También se contempla la optimización del trazado y geometría de la vía, y la implementación de nuevos sistemas de mitigación de ruido y vibraciones. De esta manera, la L6 se prepara para la llegada de los nuevos trenes, cuya fabricación ya ha sido adjudicada recientemente, y supondrá la renovación total de los trenes que cubren la línea.

Interrupción del servicio en dos fases

Durante las obras, el servicio se interrumpirá en dos fases. La primera será entre junio y septiembre de 2025 en el arco suroeste, entre Moncloa y Méndez Álvaro. En la segunda, de septiembre a diciembre, se verá afectado el tramo nororiental, entre Moncloa y Legazpi.

Durante todo este período, la Comunidad de Madrid ofrecerá alternativas de transporte gratuitas que cubran los trayectos afectados, y la definición de estas alternativas contará con la opinión de los propios usuarios a través de una encuesta que próximamente se realizará en las plataformas.

FUENTE

nuevaprensa.info

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *