El candidato opositor se lleva la comida para evitar cierre de restaurantes.

El candidato opositor se lleva la comida para evitar cierre de restaurantes.

El candidato presidencial de la oposición venezolana, Edmundo González Urrutia, dijo el miércoles que comenzó a llevar su propia comida a sus giras de mitad de campaña después de que el gobierno cerró un restaurante que le servía la semana pasada.

«Me voy con mi comida para evitar situaciones como la del domingo que cerraron el restaurante Pollera de Taguanes por atendernos tan amablemente como lo hicieron», dijo en un vídeo que grabó desde un vehículo mientras viajaba a Barcelona. ​en el estado Anzoátegui y en el que se le ve con una bodega que contiene alimentos.

González, de 74 años, dijo que las autoridades cerraron el restaurante en el estado Cojedes donde se detuvo a comer con su familia cuando regresó de su gira por el estado Barinas durante el fin de semana.

“¿Por qué castigar a los trabajadores por acoger a quienes piensan diferente? Los abrazo y agradezco su cordial atención con una sonrisa y mucha esperanza. Este hecho se suma a otros que demuestran falta de respeto al poder hacia los venezolanos”, escribió en su cuenta X, junto a una fotografía que muestra el restaurante cerrado y con un cartel de cierre.

Varios hoteles, posadas y restaurantes han sido multados y cerrados por el organismo de control fiscal del país después de servir a miembros de la oposición, incluida su líder María Corina Machado, quien ganó las primarias presidenciales de la oposición pero fue inhabilitada para asumir funciones públicas.

La oposición y otros miembros de la sociedad civil dijeron que el Estado estaba utilizando a la organización como un «instrumento de represión» y denunciaron la ventaja electoral oficial, así como una ola de represión y la persecución de la disidencia, que, según afirman, se ha intensificado en los últimos días.

Los conductores de autobuses que movilizaban a partidarios de la oposición a manifestaciones fueron detenidos o intimidados, al igual que las personas que prestaban servicios logísticos y técnicos, incluido el alquiler de bocinas para que los discursos pudieran escucharse con claridad.

En lo que va de año, al menos 37 activistas vinculados a la oposición han sido arrestados.

En varios casos, el gobierno los ha acusado de orquestar supuestos planes de violencia en el contexto de unas elecciones en las que Maduro busca un tercer mandato, con baja popularidad, según recientes encuestas de opinión.

FUENTE

nuevaprensa.info

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *