El Ayuntamiento de Sevilla aprueba permiso para mina de Aznalcóllar.

El Ayuntamiento de Sevilla aprueba permiso para mina de Aznalcóllar.

Las previsiones indican que los trabajos preparatorios para la minería comenzarán en el último trimestre del año.

La Autorización Ambiental Unificada para la apertura de la mina subterránea de Aznalcóllar en Sevilla ha sido concedida por la Consejería de Sostenibilidad, Medio Ambiente y Economía Azul de la Junta de Andalucía a la entidad minera Los Frailes. Se espera que los trabajos de preparación para la minería comiencen en el último trimestre del año.

Tras la obtención de esta autorización ambiental, la Delegación Territorial del Ministerio de Industria, Energía y Minas en Sevilla lanzará en las próximas semanas dos propuestas sobre la resolución que autoriza el proyecto de explotación y el plan de recuperación. Posteriormente se llevará a cabo un proceso de audiencia pública de 15 días. Una vez finalizado este plazo, la Dirección General de Minas del Ejecutivo andaluz dictará la resolución definitiva de autorización.

El ministro de Sostenibilidad, Ramón Fernández-Pacheco, y el responsable andaluz de Industria, Energía y Minas, Jorge Paradela, anunciaron que se espera que el proceso administrativo concluya y los trabajos de preparación para la minería comiencen en el último trimestre de este año.

La reapertura de la mina por parte de Minera Los Frailes, empresa formada por Grupo México y Minorbis, se ve empañada por el cierre de la mina a cielo abierto de Aznalcóllar tras la catástrofe ambiental de 1998. El proyecto actual tiene una inversión prevista de 450 millones de euros y se espera que genere alrededor de 2.000 puestos de trabajo directos e indirectos para la extracción de 45 millones de toneladas de sulfuros metálicos.

La Autorización Ambiental Unificada asegura que el proyecto minero cumple con todas las garantías jurídicas y técnicas para su apertura. Se estima que el inicio de la actividad minera se producirá a lo largo de 2027 y tendrá una duración aproximada de 17 años.

Los colectivos ecologistas han expresado su preocupación por el posible vertido de aguas tóxicas al río Guadalquivir. Ecologistas en Acción ha pedido un nuevo análisis científico y técnico del vertido antes de otorgar cualquier permiso.

La posición de la administración es que no se autorizará ningún vertido tóxico y que se realizarán controles estrictos para minimizar el impacto ambiental. Se incluirá una planta potabilizadora de última generación en el proyecto, así como una red de infraestructuras de gestión hídrica.

En cuanto a la investigación sobre la cesión de los derechos de explotación del yacimiento minero, la Audiencia de Sevilla ha fijado el inicio del proceso para marzo de 2025. La empresa Magtel está siendo investigada por presuntos delitos relacionados con la cesión de los derechos a México-Minorbis, tras una denuncia de Emerita-Forbes Manhattan.

FUENTE

nuevaprensa.info

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *